miércoles, 2 de diciembre de 2015

El Gran Colisionador de Hadrones rompe un nuevo récord de energía

Ver Galería de imágenes en G+
El Gran Colisionador de Hadrones (LHC) ha batido otro récord de energía, permitiendo a los especialistas estudiar el estado de la materia en la etapa inicial de la existencia del universo, es decir, justo después del Big Bang.

Los científicos de la Organización Europea para la Investigación Nuclear (CERN) en Ginebra lograron colisionar los iones de plomo a 1.045 billones de electrón-voltios con el acelerador de partículas, alcanzando una energía dos veces mayor que en los experimentos anteriores, publica 'Daily Mail'.

Te puede interesar: Un fármaco podría prolongar la vida hasta 120 años
Los especialistas trabajaron intensamente en la reconfiguración y modificación del LHC para lograr este avance. Como resultado, el 17 de noviembre los físicos hicieron colisionar haces de iones pesados y unos días después los declararon estables.


La temperatura alcanzada durante la prueba fue de varios billones de grados, que resulta lo suficientemente alta para replicar el estado inicial del universo.

Te puede interesar: ¿Puede el cerebro Fosilizarse?
"Es una tradición colisionar iones cada año durante un mes como parte de nuestro programa de investigación con el Gran Colisionador de Hadrones", comentó el director general de la CERN, Rolf Heur.


"Sin embargo, este año es especial ya que hemos roto un nuevo récord de energía y, por lo tanto, podemos explorar la materia en la etapa más temprana de su existencia", agregó el científico.

Te puede interesar: Se acerca un gigantesco asteroide poligroso a la Tierra
Al comienzo del universo, después del Big Bang, la materia existía como una sustancia extremadamente caliente y densa, "parecida a una sopa", y se componía principalmente de quarks y gluones. Los investigadores afirman que siguiendo con el experimento esperan abordar un número de cuestiones referentes a este estado inicial de la materia. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario