Cuadro de búsqueda

Cargando...

sábado, 3 de septiembre de 2016

El manto terrestre se desmorona en el este de EE.UU. y aumenta la actividad sísmica

imagen ilustrativa de manto terrestre

Un grupo de sismólogos cree que el fenómeno explica que se estén registrando terremotos el este del país y, de forma particular en la capital, una zona donde no suelen producirse.



La parte superior del manto terrestre se desmorona en el este de EE.UU. Ello puede explicar por qué el país está registrando recientemente terremotos aunque la zona se encuentre en medio de una placa tectónica y no en un borde, donde habitualmente se producen los sismos.
La actividad sísmica podría ser consecuencia del desplazamiento de ciertas zonas del fondo de la placa norteamericana, según cree un grupo de investigadores de la Universidad de Carolina del Norte, quienes admiten la posibilidad de que se produzcan más sismos en el futuro iguales al de 2011, que sacudió la capital estadounidense con una magnitud de 5,8.
Usando rayos X los investigadores crearon un modelo tridimensional de la parte superior del manto terrestre, el cual se encuentra inmediatamente bajo la corteza y forma parte de las placas tectónicas. Estas se deslizan sobre una capa viscosa llamada astenosfera.



Las imágenes revelaron que el espesor de la placa en el sudeste estadounidense es desigual, combinándose gruesas regiones de roca densa y antigua con áreas más finas compuestas de roca más joven y menos densa.
Los científicos creen que las áreas de mayor densidad se formaron a medida que se añadía nuevo material a la placa y partes de la placa se separaban. La gravitación desplazaba las áreas densas hacia el manto y en ciertos momentos hubo partes que se separaron hundiéndose en la astenosfera.
Al mismo tiempo material más ligero emergió desde la astenosfera llenando los vacíos y al enfriarse formó secciones finas y más jóvenes de la placa. Estos segmentos son más propensos al desplazamiento, por lo que causan actividad sísmica.
Con todo, el sismólogo Berk Biryol afirmó al portal Live Science que todavía no hay razones para preocuparse. "No creo que las cosas vayan a cambiar en el futuro, al menos no para los nietos de nuestros nietos; los procesos geológicos toman mucho tiempo y nada cambia de momento", aseveró al precisar que la escala de medición es de millones de años.

Te puede interesar: Descubra 6 síntomas poco conocidos del estrés

No hay comentarios.:

Publicar un comentario