Ir al contenido principal

La 'bóveda del fin de mundo', sin electrónica ni personal para evitar su destrucción


El calentamiento global ha provocado que el hielo alrededor de las instalaciones comience a derretirse, exponiendo a las valiosas muestras que allí se preservan.



La empresa estatal noruega Statsbygg, responsable de la construcción de la 'bóveda del fin del mundo', donde se conservan las muestras de semillas de los principales cultivos agrícolas de todo el mundo, ha tomado medidas de emergencia para tratar de evitar que el agua se introduzca en las instalaciones, informa Reuters.
La semana pasada se reveló que el depósito ubicado en el archipiélago noruego de Svalbard, en el Ártico, que acoge la Bóveda Global de Semillas y el Archivo Ártico Mundial, había sufrido una inundación causada por el derretimiento del hielo permanente que la protege. La 'bóveda del fin del mundo' es el depósito de biodiversidad agrícola más grande del planeta y tiene como objetivo proteger el material genético de los cultivos de posibles desastres naturales, guerras y otras catástrofes.
"En la Bóveda Global de Semillas de Svalbard se están llevando a cabo mejoras técnicas relacionadas con la intrusión del agua", indicaron portavoces de Statsbygg, aclarando que las inundaciones no afectaron las secciones donde se encuentran las semillas.

Consecuencias del calentamiento global

En concreto, Statsbygg ha procedido a retirar el equipo electrónico de la entrada –una fuente de calor– y está construyendo paredes impermeables en el interior de la bóveda y canales fuera de la misma. Otra de las medidas adoptadas es que se ha decidido reducir el número de visitantes, con el fin de disminuir al mínimo los efectos de la radiación térmica procedente del cuerpo humano.
Un problema adyacente es que el permafrost (la capa de suelo en permanente estado de congelación del ártico) en torno a la entrada de la bóveda, que se había descongelado durante los trabajos de construcción hace una década, no se ha vuelto a congelar como predijeron los científicos.
Las temperaturas en el Ártico han aumentado considerablemente en los últimos años y la tendencia parece no mejorar: el pasado mes de diciembre en esa región se registró una temperatura superior a la media en 30º, llegando a superar los 0ºC cerca del Polo Norte. Al respecto, la comunidad científica predice que si se mantiene el ritmo, en el año 2050 o 2060 ya no quedará hielo en el Ártico.

Comentarios

  1. Estamos acelerando la destrucciòn del planeta, si no tomamos las medidas necesarias y tomamos conciencia a nivel global no tendremos planeta ni en cincuenta años.

    ResponderEliminar
  2. ya no se puede detener,la salvacion de nuestra raza es dejar la tierra

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Científicos se topan con "una pesadilla geométrica" en el Sistema Solar

La magnetosfera de Urano presenta una anomalía que ha sorprendido a un grupo de científicos estadounidenses.



Como si tuviera un interruptor y pasara del 'on' al 'off'. Así funciona la magnetosfera de Urano, según una nueva investigación llevada a cabo por científicos del Instituto de Tecnología de Georgia, EE.UU. La magnetosfera del séptimo planeta del Sistema Sola se abre para el viento solar, pero muy pronto se cierra desviándolo, proceso que la distingue, por ejemplo, de la de la Tierra, que se abre o se cierra dependiendo del campo magnético del viento solar. Este proceso es diferente en Urano porque gira "yaciendo sobre su lado", según concluyen los científicos estadounidenses. Y, en concreto, porque su eje está inclinado en 60 grados. "Urano es una pesadilla geométrica", comenta Carol Paty, investigadora que participó en el estudio. "El campo magnético gira muy rápidamente […] Cuando el viento solar magnetizado choca con este campo en la …

Un asteroide gigante se acercará a la Tierra en cuestión de horas

El cuerpo celeste, de 1 kilómetro de diámetro, se está dirigiendo hacia el planeta a una velocidad de 140.000 km/h.



El asteroide gigante 2002 AJ129 (276033) se está aproximando a la Tierra a una velocidad aproximada de 140.000 km/h. Su diámetro ronda un kilómetro y representa un peligro enorme en caso de que se aproxime al planeta lo bastante como para una colisión.
Sin embargo, los astrónomos de la NASA, que conocen a este objeto celeste desde enero del 2002, han calculado que nos va a separar del punto más próximo de su trayectoria elíptica "10 veces la distancia que hay entre la Tierra y la Luna". El asteroide alcanzará ese punto el 4 de febrero a las 21:31 GMT.
Los científicos estiman como muy baja la probabilidad de impacto.

Resuelven el misterio de una caja blanca que cayó del cielo hace 55 años

El enigma de más de medio siglo finalmente ha sido resuelto gracias a los documentos secretos de la CIA recientemente desclasificados.



Esta llamativa historia comenzó en 1962, cuando David McPherson descubrió una extraña caja blanca con enormes lentes colgada de un paracaídas podrido en un bosque cerca de la ciudad Moncton, en Canadá. El misterio incluso se profundizó más cuando al transportarla a la casa de la familia McPherson, el objeto fue rápidamente confiscado por militares. McPherson pensó que podía tratarse de una cámara de espionaje estadounidense, posiblemente lanzada por la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. (CIA). El hecho de que los militares canadienses trataran de quitarle la caja antes de que McPherson y su familia se la entregaran voluntariamente a cambio de respuestas que nunca llegaron, no hizo más que aumentar sus sospechas. Ahora, más de cinco décadas después de que se descubriera el objeto, los documentos recientemente desclasificados por la CIA han revela…